Internacional/Mundo

Periodista del NYT que publicó artículo sobre Ejército salió del país

0

Nicholas Casey le dijo a EL TIEMPO que las acusaciones en su contra son falsas.

  • Comentar
  • Guardar

    Ingrese o regístrese acá
    para guardar los artículos en su
    zona de usuario y leerlos cuando quiera

    Este artículo ya fue guardado
    Para consultarlo en otro momento, visite su zona de usuario.

    Artículo guardado
    Para consultarlo en otro momento, visite su zona de usuario.

    El artículo no pudo ser guardado, intente nuevamente

  • Enviar
  • Linkedin

Nicholas Casey, periodista encargado de cubrir la región Andina del New York Times

El jefe del buró de ‘The New York Times’ para la región andina, Nicholas Casey, abandonó Colombia después de que recibió “acusaciones falsas” tras la publicación el sábado del artículo ‘Las órdenes de matar del Ejército ponen en riesgo a civiles’, en el que se denuncia que el jefe del Ejército colombiano, general Nicacio Martínez, habría dado la orden a sus tropas de duplicar el número de criminales y guerrilleros muertos o capturados, lo que pondría en riesgo la vida de civiles.

“He tenido que tomar la medida de mantenerme fuera del país por las acusaciones falsas que fueron lanzadas (sábado) en Twitter por María Fernanda Cabal y replicadas por varios políticos en las últimas 24 horas”, dijo este domingo Casey a EL TIEMPO vía correo electrónico.

Órdenes de efectividad al Ejército pondrían en riesgo a civiles: NYT

Este es el documento del Ejército que cuestiona el ‘New York Times’

Mindefensa cuestionó artículo del NYT sobre militares colombianos

‘No existe ninguna directriz para incrementar bajas’: Mindefensa

La senadora tuiteó un mensaje en el cual aparecían dos imágenes del reportero y este texto: “Este es el ‘periodista’ Nicholas Casey, que en 2016 estuvo de gira con las Farc en la selva. ¿Cuánto le habrán pagado por este reportaje? ¿Y por el de ahora, contra el Ejército de Colombia? #CaseyEsFakeNews”.

Este es el “periodista” Nicholas Casey, que en 2016 estuvo de gira con las farc en la selva.
¿Cuánto le habrán pagado por este reportaje? ¿Y por el de ahora, contra el ejército de Colombia? #CaseyEsFakeNews pic.twitter.com/EQdhqM2i1c

— María Fernanda Cabal (@MariaFdaCabal) 18 de mayo de 2019

Casey aseguró que “este tipo de acusación es falsa, y grave dado la falta de seguridad que Cabal sabe encontramos en este país como periodistas”. El mismo ‘The New York Times’ le respondió a la senadora, diciendo que el medio informa de manera “precisa e imparcial”.

“En Colombia hemos escrito historias muy duras sobre las Farc, los grupos rebeldes y otras organizaciones criminales. En este caso, simplemente informamos lo que dicen los documentos escritos por el Ejército, así como información proveniente de los mismos oficiales colombianos”, señaló.

@nytimes no toma partido en ningún conflicto político en ninguna parte del mundo. Informamos de manera precisa e imparcial. Lee nuestra respuesta completa. pic.twitter.com/U421QJkcU9

— NYTimes Communications (@NYTimesPR) 18 de mayo de 2019

En su artículo, el ‘New York Times’ señaló que el Gobierno colombiano está ejecutando “otra encarnación” de los llamados “falsos positivos”, como se conoce el escándalo de ejecuciones extrajudiciales de civiles cometidas por la Fuerza Pública entre 2002 y 2008 para hacerlos pasar por guerrilleros caídos en combate.

El presidente Iván Duque aseguró que su gobierno tiene “tolerancia cero” con las violaciones de derechos humanos por parte de miembros de las Fuerzas Armadas y de la Policía.

Por su parte, el ministro de Defensa, Guillermo Botero, dijo que el artículo “está lleno de inconsistencias” y que en vista de que “se informa o se insinúa que hay servidores de la Fuerza Pública que consideran que recibieron una orden que eventualmente ha podido ser ilegal”, pidió a la Fiscalía investigar el caso.

Sobre las acusaciones de Cabal contra Casey, la Fundación para la Libertad de Prensa (Flip) afirmó  en Twitter este domingo que “los señalamientos injustos de funcionarios o líderes políticos que vinculan a periodistas con acciones ilegales con el propósito de desacreditar su trabajo son muy peligrosos ya que pueden ser entendidos como instigaciones o apoyos a las agresiones en contra de la prensa”.

Los señalamientos injustos de funcionarios o líderes políticos, que vinculan a periodistas con acciones ilegales con el propósito de desacreditar su trabajo, son muy peligrosos ya que pueden ser entendidos como instigaciones o apoyos a las agresiones en contra de la prensa.

— FLIP (@FLIP_org) 19 de mayo de 2019

“Como sucedió en el caso de Nick Casey, las estigmatizaciones suelen estar seguidas de agresiones contra los periodistas y, en algunos casos, de amenazas contra su vida”, resaltó la Flip. 

Como sucedió en el caso de @caseyjournal, las estigmatizaciones suelen estar seguidas de agresiones contra los periodistas y, en algunos casos, de amenazas contra su vida.

— FLIP (@FLIP_org) 19 de mayo de 2019

En la noche de este domingo, la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez se pronunció sobre la salida de Casey del país. “Ningún periodista tiene que salir de Colombia por escribir columnas en que nos critique. El gobierno @IvanDuque es respetuoso de la libertad de prensa y tiene suficientes argumentos para desvirtuar su artículo. Las posiciones individuales de terceros no son las nuestras”, tuiteó.

Ningún periodista tiene que salir de Colombia por escribir columnas en que nos critique. El gobierno @IvanDuque es respetuoso de la libertad de prensa y tiene suficientes argumentos para desvirtuar su artículo. Las posiciones individuales de terceros no son las nuestras . https://t.co/7xAuzRQFzc

— Marta Lucía Ramírez (@mluciaramirez) 19 de mayo de 2019

REDACCIÓN INTERNACIONAL
*Con Efe

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

La Otán: 70 años de un acuerdo poderoso

Previous article

¿Están en peligro las relaciones con Estados Unidos?

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *